Elementos Subjetivos de lo Injusto por Información Legal

Como ya hemos dicho, a principios del siglo XX la propia doctrina causalista reconoció que determinados elementos subjetivos debían considerarse elementos del tipo de lo injusto pues sin tener en cuenta esas especiales intenciones, ánimos o tendencias con las que debía actuar el sujeto, no podía comprenderse lo injusto específico del delito en cuestión.

La doctrina ha venido clasificando los elementos subjetivos de lo injusto mediante criterios semánticos, y así son frecuentes en los libros de texto las clasificaciones de los delitos que contienen elementos subjetivos de lo injusto en:

Los Delitos de intención: en los que pertenece al tipo subjetivo un determinado fin perseguido por el autor

Por ejemplo: el ánimo de lucro en el hurto sería un elemento subjetivo de esta clase. Otro ejemplo: el propósito de destruir total o parcialmente un grupo nacional, racial, étnico religioso, del delito de genocidio. Delitos de tendencia: en los que se requiere que una determinada tendencia subjetiva anime el actuar del sujeto

Por ejemplo: según una parte de la doctrina (no todos los autores están de acuerdo en esto) los delitos de abusos sexuales exigirían una determinada tendencia voluptuosa que distinguiría la acción típica de, por ejemplo, una simple exploración ginecológica

Los Delitos de expresión: en los que pertenece al tipo la discordancia entre lo declarado por el sujeto y lo que sabe

Por ejemplo: en el delito de falso testimonio del art. 458 CP se exige, según algunos autores, una discordancia subjetiva entre lo que el testigo afirma y lo que sabe, cuando se castiga a «el testigo que faltare a la verdad en su testimonio en causa judicial».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *